World Council of Churches

Una comunidad mundial de iglesias que buscan la unidad, el testimonio común y el servicio

Usted está aquí: Inicio / Sala de prensa / Noticias / “Unir fuerzas, trabajar juntos”: el CMI acoge un taller sobre el VIH entre migrantes y refugiados

“Unir fuerzas, trabajar juntos”: el CMI acoge un taller sobre el VIH entre migrantes y refugiados

“Unir fuerzas, trabajar juntos”: el CMI acoge un taller sobre el VIH entre migrantes y refugiados

Ann Burton, jefa de la Sección de Salud Pública y VIH del ACNUR, habla a los participantes reunidos en el Centro Ecuménico en Ginebra. Todas las fotos: Albin Hillert/CMI

20 de febrero de 2019

Versión en español publicada el: 21 de febrero de 2019

El 20 y 21 de febrero, ONUSIDA, el Consejo Mundial de Iglesias (CMI) y la Comisión Católica Internacional de Migración organizan un taller sobre el VIH entre migrantes y refugiados.

El objetivo del taller es trazar una hoja de ruta para fortalecer la colaboración de las organizaciones religiosas con otros sectores y ampliar su papel a la hora de abordar el riesgo de contraer el VIH y prestar servicios a los migrantes y refugiados.

HIV-Migration-1

El Rev. Dr. Olav Fykse Tveit, secretario general del CMI, inauguró el taller observando que “a menudo se percibe a los migrantes como portadores de enfermedades, cuando la verdad es que son víctimas de negligencia e indiferencia durante el viaje al país de acogida o una vez ahí”.

El director ejecutivo adjunto de ONUSIDA, Tim Martineau, afirmó que, si bien actualmente existe una enorme cantidad de personas en movimiento en el mundo, “debemos centrarnos en el nivel individual, en los seres humanos afectados por esta situación”.

Reconociendo que las personas en movimiento se enfrentan a graves problemas, Martineau exhortó a que estas circunstancias “no se conviertan nunca en motivos para denegarles los servicios de salud, el bienestar y la posibilidad de prosperar”.

HIV-Migration-2

Wangari Tharao, representante de la Delegación de ONG de la Junta Coordinadora del ONUSIDA, indicó que “tendemos a pensar que el VIH es una cuestión que afecta a otros, en otros lugares”, y pasó a abordar cómo las organizaciones religiosas trabajan con los grupos de población clave.

“Sabemos que la religión desempeña un papel importante en las poblaciones móviles y que a menudo influyen en las decisiones cotidianas sobre la salud”, apuntó.

“Las organizaciones religiosas tienen influencia y alcance en muchas poblaciones diferentes, en particular en los migrantes. La gente confía en la iglesia”, prosiguió el Dr. Michael P. Grillo, jefe de oficina de la División de Programas de Países y director de Prevención, Educación y Formación en la Agencia de Salud de la Defensa de los EE. UU., que presta sus servicios a la Investigación y el Desarrollo (J9), el Programa de Prevención de VIH y Sida del Departamento de Defensa y el PEPFAR, entre otros.

“Basémonos en lo que tenemos”, añadió Grillo, destacando la importancia de transmitir también mensajes positivos, como que las pruebas y el tratamiento del VIH pueden hacer que las personas tengan vidas plenas y saludables”.

“Podemos decir con cierto orgullo que las organizaciones religiosas han jugado un papel decisivo en la respuesta al VIH desde el inicio de la epidemia del sida hace más de 35 años”, afirmó Tveit.

HIV-Migration-3

Recordando a las muchas personas en movimiento, y en particular la vulnerabilidad de las personas que migran por mar, durante el taller los participantes escribieron los desafíos y los caminos a seguir en barcos simbólicos.

“Jesús inicio su vida como una persona desplazada, buscando refugio en tierra extranjera”, añadió Tveit. “Pero también sabemos que Jesús fue un sanador. Tuvo compasión por todas las personas”.

“Nuestra época –como también antes– necesita signos de inclusión, y relaciones responsables verdaderas y recíprocas. Unamos fuerzas y trabajemos juntos para acoger al extranjero”, concluyó.

El “Taller sobre el VIH entre migrantes y refugiados: fortalecer la colaboración entre las organizaciones religiosas, los organismos multilaterales, los gobiernos y la sociedad civil para abordar el riesgo de contraer el VIH, la prestación de servicios y las actividades de defensa y promoción” tiene lugar en el marco de la Iniciativa Religiosa de ONUSIDA y el Plan de Emergencia del Presidente de los Estados Unidos para el Alivio del Sida (PEPFAR), y ha sido organizado por ONUSIDA, la Comisión Católica Internacional de Migración, el PEPFAR y la Alianza Ecuménica de Acción Mundial del CMI en colaboración con la Comunión Anglicana, la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), el ACNUR, la OMS y la Delegación de ONG de la Junta Coordinadora del ONUSIDA.

Campaña sobre el VIH (en inglés)

Labor del CMI en materia de migración y justicia social

Fotos de alta resolución para descargar