Image
The back of a young person sitting on a chair, wearing a WCC Stewards green shirt
Fotografía:

“Un elemento clave del programa de stewards es la formación ecuménica, para la que los stewards participan durante una semana en una serie de sesiones y talleres sobre el movimiento ecuménico. En colaboración con el Instituto Ecuménico de Bossey, deseamos continuar con este componente del crecimiento de los jóvenes para que conozcan el movimiento ecuménico y se apropien continuamente de su espacio en la comunidad”, dijo Joy Eva Bohol, encargada del programa de Participación de los Jóvenes en el CMI. 

El secretario general en funciones del CMI, Rev. Prof. Dr. Ioan Sauca, dio la bienvenida a los stewards destacando que son la primera generación que presta servicio durante una reunión ecuménica en el ciberespacio.

Adecuado para nuestro futuro papel como stewards
Annika Mathews, una de las participantes de la Iglesia de Inglaterra, destacó: “Disfruté en particular con la sesión sobre la biblioteca viviente en la que todos podían hablar de un tema que los apasionaba, y se habló de la justicia de género, la reconciliación, el ecumenismo y los caminos de fe de las personas. Fue especial rendir culto juntos y compartir un estudio bíblico sobre la mayordomía, adecuado para nuestro futuro papel como stewards. Tengo muchas ganas de acudir a la Asamblea el próximo año en Karlsruhe y conocer en persona a los demás”.

El programa de stewards incluye asimismo la participación en la reunión ecuménica de jóvenes y en la labor dirigida a ellos en la 11ª Asamblea del CMI. Los stewards llegarán a Karlsruhe una semana antes de la Asamblea para aprender sobre el movimiento ecuménico y participar en la reunión previa a la Asamblea.

Los stewards también tuvieron la oportunidad de asistir a algunos de los plenarios de la reunión en línea del Comité Central del CMI como observadores.

Jóvenes comprometidos
Camila Felix, de la Iglesia Evangélica Metodista de Almagro, compartió su reflexión sobre la orientación, destacando lo importante que fue para ella ver el compromiso de otros jóvenes stewards de diferentes partes del mundo. “En la iglesia metodista de Argentina, creo que, con el paso de los años, aumenta el problema de la pérdida de jóvenes en nuestras iglesias. Sin embargo, después de escuchar a los otros stewards, me embargó el mismo sentimiento que tuve cada vez que acudí a los encuentros nacionales de jóvenes en mi país. Era tan reconfortante, en la orientación, estar rodeada de personas que compartían mi amor por Cristo mientras escuchábamos cómo el CMI abordaba asuntos internacionales –como la igualdad de género, el racismo, los problemas medioambientales y otras cuestiones parecidas– también desde una perspectiva religiosa y espiritual, que me reafirmó en mi fe. Independientemente de las denominaciones a las que pertenecemos cada uno de nosotros, supe después de esos tres días que Dios siempre nos guiará hacia otros que desean seguir su camino, y que nunca nos quedaremos solos en nuestro camino de fe”, dijo.

Yu-Yu Chuang, de la Iglesia Presbiteriana en Taiwán, también compartió lo siguiente: “Hubo un tiempo que estaba confundida acerca de lo que debía hacer en la próxima etapa de mi vida, y el intercambio me recordó que debo usar los dones que Dios me ha concedido. Además, las sesiones me brindaron grandes oportunidades para saber más sobre cómo pueden participar los jóvenes en el movimiento ecuménico”.

Los atributos claves de los stewards son la paciencia y la capacidad de trabajar con personas de otros países y culturas como un equipo. 

En cuanto comunidad diversa, los stewards aportan su fe, sus experiencias y sus visiones a una experiencia ecuménica de compañerismo y amistad.

Comprender el papel de los jóvenes 
El CMI busca jóvenes capaces de integrar su experiencia en sus contextos locales, motivados para multiplicar el entusiasmo ecuménico y preparados para “hacer ecumenismo” a nivel local. Asimismo, estos jóvenes necesitan dedicar tiempo, energía, habilidades, conocimientos y visiones a fortalecer todos los aspectos del movimiento ecuménico; además de ser líderes en sus iglesias, comunidades y organizaciones y en el movimiento ecuménico.

Samuel Williams, de la Iglesia Anglicana en Aotearoa, compartió sus observaciones sobre la orientación diciendo: “Fueron tres días intensos, pero una gran oportunidad para reunirse como grupo internacional de jóvenes involucrados en el movimiento ecuménico. Fue especialmente alentador saber lo vital que la participación y el liderazgo de los jóvenes siguen siendo en la labor del CMI. Las dos sesiones que me resultaron particularmente formativas fueron la sesión sobre ‘Historia del movimiento ecuménico’ impartida por la Rev. Dra. Simone Sinn, y la dedicada a la introducción a ‘Los órganos rectores y la estructura del CMI’ a cargo del Rev. Dr. Odair Pedroso Mateus”.

Williams añadió que: “También estuvo muy bien conocer los preparativos de la Asamblea de Karlsruhe en 2022, y ver de primera mano el entusiasmo por este acontecimiento de todo el personal del CMI. En general, fue un programa excelente que renovó mi entusiasmo por el movimiento ecuménico mundial”.

Bohol señaló que “ser stewards los empujará a estar en espacios incómodos, promoverá su implicación y participación en el movimiento ecuménico más amplio, y puede redefinir su vida”.

El programa de stewards del CMI busca reunir a un diverso y dinámico grupo de ciento sesenta jóvenes de todo el mundo del 21 de agosto al 10 de septiembre de 2022 con motivo de la 11ª Asamblea del CMI.

 
Hagan clic aquí para ver el vídeo de los stewards compartiendo sus experiencias (en inglés)
Los jóvenes y el movimiento ecuménico
Los stewards traen nuevas perspectivas al CMI en su reunión online (comunicado de prensa del CMI del 14 de junio de 2021) 
El amor de Cristo lleva al mundo a la reconciliación y la unidad: Una reflexión sobre el tema de la 11ª Asamblea del Consejo Mundial de Iglesias, Karlsruhe 2022
Descubran más sobre el tema y el símbolo de la Asamblea
Más información sobre la 11ª Asamblea del Consejo Mundial de Iglesias